CONVENCIÓN BAUTISTA ECUATORIANA  

  Misión: Cada uno gana uno y cada iglesia siembra una, cada año

Ministerio de Oración

Señor que descienda tu gloria y tu presencia sobre nuestra Nación
"La oración eficaz del justo puede mucho"
Santiago 5:6
"Oh Jehová, he oído tu palabra, y temí. Oh Jehová, aviva tu obra en medio de los tiempos. En medio de los tiempos hazla conocer"

Habacuc 3:2

Metas por excelencia 2015-2018

- Que la oración sea el canal espiritual para impulsar y sostener el plan estratégico de la Convención.

Misión del Ministerio

Objetivos del Ministerio

Criptico del Ministerio de Oración 2017

                 GUIÓN PARA EL TIEMPO DE ORACIÓN


¿DÓNDE? En el lugar más cómodo que encuentre.

Es importante que esté bien ambientada y privado: con o sin banquitos o cojines en el suelo, la Biblia abierta, un reproductor de música,...


¿CUÁNDO? Cada día del mes de agosto del 2015.

En las primera o segundas hora de la mañana o al medio día, puede ser también en la noche. Es importante que sea un momento en cada día.


¿QUIÉN? Sólo usted

Si, lo siguiente afirmará el porqué debe ser sólo usted, tenga la edad que tenga.

Antes la ley era en el exterior, hoy es desde lo interior y en privado

Antes la relación con Dios era atreves del sacerdote, hoy la relación con es personal y directa

El conocimientos de Dios era atreves de la enseñanza, hoy es atreves del Espíritu y la Palabra que mora en ti.

La expiación por los pecados era por tiempo limitado, hoy la provisión por los pecados es permanente

La persona no contaba con el auxilio divino, hoy la persona cuenta con auxilio divino (motivación – capacitación)

El pacto de Moisés fue diseñado para destacar la santidad de Dios y evidenciar la pecaminosidad del hombre, hoy el pacto con Jesús esta diseñado para salvar al hombre, la santidad de Dios es mostrada en Jesucristo

Antes para demostrar fe era necesario obedecer, hoy la obediencia es producto de la fe

Antes en encuentro con Dios funcionaba colectivamente, hoy además de colectivamente, funciona individualmente


¿CÓMO? 

Nos serenamos, hacemos silencio por dentro y por fuera, vamos dejando nuestro cuerpo cada vez más quieto, no movemos las piernas ni los brazos, cerramos los ojos... Y vamos poco a poco pensando en Jesús.

  • Comenzamos en el nombre del Padre, del hijo y del Espíritu Santo. Y cantamos una canción serena para saludar a Jesús
  • Momento de silencio para escuchar y hablar con Jesús.
  • Compartimos nuestra oración. levantando la mano irá diciendo en voz alta lo que ha hablado con Jesús o bien dirigirá a Jesús su oración en voz alta, en forma de acción de gracias, de petición, de deseo,...También se puede ir introduciendo otros modos de expresión, gestos, etc., según se vaya viendo oportuno.
  • Repita tres veces en voz alta la frase del texto que se ha leído y que recoge el sentido del rato de oración
  • Termina orando el Padrenuestro, o cantando alguna canción.
  • Y finaliza en el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo
  • No olvide decir Amén

Ruego, pues, Al Altísimo, que esta Guía sirva para que sus relación con ÉL se pueda transformar en una vivencia “QUE TODOS SEAMOS UNO”


¡Muchas bendiciones!

Daniel Castillo

DIRECTOR DEL DEPARTAMENTO DE ORACIÓN C. B. E.